Campamentos potenciadores para estudiantes atletas de Gatorade College Cup

Los mejores jugadores de la categoría sub-16 de Gatorade College Cup tuvieron un viaje a Estados Unidos muy enriquecedor donde fueron partícipes de dos campamentos organizados por prestigiosas universidades y donde acudieron entrenadores de hasta 12 instituciones de educación superior en cada campamento para evaluar el desempeño de todos los estudiantes de diferentes academias del continente que participaron de estos grandes eventos.

El primer campamento fue organizado por la Universidad de Tulsa y se llevó a cabo del 15 al 18 de julio. El segundo campamento, por la Universidad Central de Arkansas donde se realizaron las actividades del 20 al 22 de julio.

Dentro de las primeras prácticas se especificaron en el trabajo de control orientado, tiro al marco, combinándolo con partidos dos contra dos y cinco contra cinco. Los porteros reforzaron en la estirada, los reflejos, el buen manejo del balón y finalizaron con sesiones de tiro al arco.

Los estudiantes atletas recibieron seminarios del personal de cada una de las universidades para explicar la realidad de los caminos que se pueden seguir y las formas a ejecutar para poder llegar a participar de un equipo universitario, que es el primer gran paso para poder aspirar a ser un jugador profesional en Estados Unidos. La educación es un aspecto fundamental que no se deja a un lado y se relaciona estrechamente con la disciplina deportiva.

Los demás entrenamientos involucraron partidos más formales donde todos los jóvenes partícipes fueron repartidos en seis equipos donde se enfrentaron para tener un estudio más detallado del nivel que cada jugador presentó. Estos partidos que se realizaron a diario ayudaron a seleccionar a un equipo de estrellas en cada campamento que enfrentó a los equipos actuales de cada universidad.

Xavier Pintin, Marco Calvo y Alejandro Cabrera estuvieron presentes en los dos equipos de estrellas que se conformaron. Para enfrentar al equipo de la Universidad de Tulsa los acompañaron: Erick Montes, Alessandro Miranda, Andrew Arévalo y Mario Machado. Y para enfrentar el equipo de la Universidad Central de Arkansas también fueron parte del equipo de estrellas: Alejandro Serrano, Rodrigo Cortez, Óscar Fuentes y Gustavo Hernández.

Dentro de ese selecto grupo hay que destacar a Marco Calvo que fue el campeón de un torneo de fútbol-tenis que se realizó durante el campamento de Tulsa. Sin duda ha sido una experiencia muy gratificante para el staff y estudiantes atletas de Gatorade College Cup como primer acercamiento al gran objetivo que este torneo posee, que es el de instalar a jóvenes salvadoreños en la órbita del fútbol universitario en el exterior, principalmente en Estados Unidos.

Las impresiones de las entrenadores de las universidades que asistieron para evaluar el desempeño ha sido en general muy buena, destacando el estilo de juego de nuestros estudiantes atletas, en la creatividad en el ataque, en la solidez defensiva y de la disciplina que han demostrado a lo largo de las distintas jornadas de trabajo.

Gatorade College Cup, una oportunidad real.

Inicia una conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.